Opinión| El PRI perdido en las sombras de su ideología

435

El PRI a pesar del fondo que ha tocado, es hora que no entiende su realidad. Deambula entre ser oposición o ser aliado, su concepto ideológico ya no los rige, ahora su base en la toma de decisiones es el interés político y económico del grupo que está al mando y que lo ha tomado como patrimonio.

El PRI se ha venido cayendo a pedazos. Sus sectores desaparecidos al abandonar la lucha social y sus organizaciones son membretes usados por familias. Al ver eso sus liderazgos naturales en ejidos, comunidades y colonias lo abandonaron y se fueron a donde si los tomaron en cuenta y les dan respuesta a su lucha social.

Lo más lamentable es que han perdido su oficio y operación política. Su dirigencia metida en una burbuja custodiando sólo las prerrogativas para su uso particular. Siguen anclados a un edificio histórico al que nunca defendieron pero que ahora les sirve como testigo fiel de su funeral.

Ahora sus pocos representantes populares, que deben entrar a la escena política y a la realidad de ser la cuarta fuerza política, siguen en el dilema de obedecer a su dirigencia o a sus representados. Es incongruente no entender que las formas de hacer política han cambiado y que ahora son los ciudadanos los que califican.

Comentarios facebook