Enfermero Luis Alfredo fue asesinado por un amigo cercano 

0
1483

Tepic.- Luis Alfredo Navarro Benavides, camillero del Hospital Central, quien fuera reportado como desaparecido y el viernes 10 de diciembre lo hallaron sin vida semienterrado en un domicilio de la colonia López Mateos, habría estado conviviendo con un amigo, el cual habría confesado el crimen.

De acuerdo con las investigaciones de las autoridades, el domingo 5 de diciembre Luis Alfredo se presentó a trabajar en su turno normal en el hospital general, y alrededor de las 21:00 horas salió de su trabajo, teniendo comunicación con su señora madre a quien le informó que abordaría la combi para dirigirse a su casa, a la cual nunca llego, ya que se dirigió a un domicilio de la colonia López Mateos, donde estuvo conviviendo con el imputado, el cual era su amigo.

En la vivienda, al estar conviviendo se suscita una discusión entre ambos, ante lo cual el imputado estrangula a Luis Alfredo hasta privarlo de la vida, para posteriormente sepultarlo en el patio de la misma vivienda, dándose a la fuga.

Esta versión fue corroborada con la entrevista del padre de la víctima quien narró a las autoridades cómo es que la última ocasión que se tuvo comunicación con él fue el 5 de diciembre, y que durante los días subsecuentes lo estuvieron buscando sin éxito alguno.

Fue hasta que un amigo de la víctima manifestó saber que su hijo había acudido el día de su desaparición a la casa del ahora imputado identificado como Jesús Massiel “N”, por lo que acudiendo a dicho domicilio acompañados del padre del imputado, el cual les corroboro que a esa casa el imputado acudía constantemente, que ahí convivía con el ofendido, sin embargo al no encontrar a persona alguna en el domicilio se comunican al número de teléfono del imputado, quien al cuestionarlo sobre el paradero de la víctima, este manifiesta haberlo privado de la vida y dejado en el patio de la casa.

Al no poder entrar en ese momento al domicilio, regresan todos juntos al día siguiente, y es el padre del imputado quien el día viernes 10 de diciembre ingresa al mismo junto con los padres de Luis Alfredo, encontrando en el patio de la vivienda su cuerpo semienterrado, dando inmediato aviso al número de emergencias para el procesamiento correspondiente.

A la escena arribaron elementos de la Fiscalía General de Nayarit quienes solicitaron por medio del Agente del Ministerio Público al Juez de Control un cateo del domicilio, ingresando para realizar el procesamiento correspondiente, localizando en el interior de dicho lugar semienterrado el cuerpo sin vida de una persona del sexo masculino, el cual fue identificado por sus padres como el de Luis Alfredo “n”, corroborándose ello con el dictamen en genética forense que determino la correspondencia del perfil genético del cuerpo sin vida como el de la víctima.

Las autoridades recabaron entrevistas de amigos de Luis Alfredo quienes refieren conocer de la relación de amistad que tenía con el ahora imputado, y que además sabían que ese día de su desaparición se encontraría con él, en el domicilio donde posteriormente fue encontrado sin vida.

También entrevistaron a la pareja del imputado quien proporciona información sobre su conducta posterior al hecho delictivo e indicios que encontró en su poder que no le pertenecían, siendo estos compatibles con pertenencias de la víctima. De quien le confeso lo había privado de la vida y enterrado en el domicilio de la colonia López Mateos.

La Fiscalía obtuvo información suficiente para acreditar la participación del imputado, por lo que solicitaron una orden de aprehensión en su contra por los delitos de homicidio calificado el cual tiene una pena que va de los 20 a 50 años de prisión y delito vinculado con la desaparición que se sanciona con una pena privativa de libertad de 15 a 20 años de prisión. Orden que la mañana de este lunes 13 de diciembre fue ejecutada, programándose la audiencia de imputación para las 14:00 horas de este lunes.

Comentarios facebook