Con AMLO no hay trabajo ni comida

175

Por.- Ricardo Esquivel Castañeda

Con la lluvia de señalamientos negativos que se dicen contra Andrés Manuel López Obrador (AMLO) y la “Cuarta Transformación” se esperaría que se contestara y se aclararan las cosas, pero no es así, sólo se responde con ataques y calumnias, y “la izquierda” que ante los errores de los Gobiernos anteriores rápidamente se movilizaban y pedían la caída y destitución de gobernantes, hoy con su silencio guarda complicidad.
Como todos sabemos, López Obrador está diciendo que la economía va bien, que él va crear dos millones de empleos en 2020. Pero la gente, el pueblo en las colonias y rancherías viven una realidad diferente a la que el Presidente ve.
Cuando nosotros como organización social pedimos un Programa Nacional de Alimentos al Gobierno federal es porque muchísimos mexicanos se han quedado sin trabajo y sin ingresos y que ahora ya no tienen dinero para comer ni para enfrentar varios gastos más. Y el Gobierno federal en lugar de contestar o de argumentar por qué no tiene sustento la petición de Antorcha, contesta con visceralismo, con la sobada cantaleta como se vio ayer en la manifestación de Antorcha contra AMLO en su gira por Puebla donde éste dijo: “antes, el dinero que se destinaba a la gente, se entregaba a intermediarios, de organizaciones sociales, no se entregaba de manera directa a la gente, y qué sucedía, que lo que se enviaba a la gente no llegaba, o llegaba incompleto, llegaba con moche, con piquete de ojo, y ahora es directo, a cada beneficiario” . Esa es la respuesta del Presidente.
Qué quiere decir, que como él está acabando con los “intermediarios”, con los piquetes de ojo, él como Gobierno sí le da el dinero a la gente directamente, entonces, como Antorcha era una “intermediaria” que se quedaba con una parte del dinero de la gente, por eso protesta. Es un maniobrero López Obrador, debería de dar a conocer casos concretos donde Antorcha se ha quedado con dinero, pruebas, tiene todo el poder para hacerlo y si no lo hace es porque no es verdad lo que dice. Esto es falso, simplemente porque nosotros jamás hemos manejado dinero de ningún programa, gestionamos obras, eso sí, pero en éstas tampoco pasa el dinero por manos de Antorcha, el Gobierno licita las obras y él mismo las ejecuta. Entonces, miente descaradamente AMLO cuando dice que por eso protestamos.
Nos manifestamos por lo que realmente lastima a los mexicanos, como lo hicimos ayer en Puebla, porque el Presidente dice que el país está bien en lo económico y en la salud, pero eso es falso, él debería de argumentar y decir por qué están mal quienes se están manifestando por pedir comida y trabajo. Recordemos que el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), una institución del Gobierno, en su medición del empleo de abril, dijo que con la pandemia del coronavirus SARS-CoV-2 en el país se han perdido 12.5 millones de empleos, son 12 millones de familias que tienen hambre y que Presidente, por su ceguera política, por su indiferencia, no quiere apoyar con alimentos porque él cree que con los 25 millones de gente que tiene enlistada en sus programas sociales ya está salvando al país. Son cerca de

100 millones los que en México sufren carencias y López Obrador sólo apoya a los que él cree que le redituarán votos concretos, eso se llama clientelismo político y no el bienestar de todos los mexicanos.
Hay otro dato alarmante. La Oxfam México también dijo que 10 millones de mexicanos se sumarán a los que ya están en pobreza extrema, todo por el mal manejo que se ha hecho con respecto a la crisis sanitaria. Esta institución, agregó, que los programas sociales no están para acabar con el problema que está dejando la crisis sanitaria, ya que esas ayudas son destinadas a gente que en su mayoría están en situación no laborable. El problema es con los millones de desempleados que ha dejado covid-19 y con las empresas que están cerrando por falta de apoyo gubernamental, con respecto a estos problemas el Presidente no dice nada. O sea, que además de no saber gobernar es necio. Le dan los consejos y hace lo contrario, aunque su política nos lleve al despeñadero.
Es evidente que la gente si no tiene trabajo está sufriendo por hambre o por otras carencias más, desde boleros, músicos, meseros, etcétera, casi todos los oficios están en la misma situación. No hay trabajo y tampoco alimento para los que están padeciendo carencias.
A esta situación se suma la reapertura de la economía, la “nueva normalidad” en los momentos en que la pandemia sigue y sigue con más contagios y más muertes. Se lanza a la gente a la calle creyendo que va a salir a hacer compras y de esta forma la economía se reactivará, pero si no hay trabajos, porque López Obrador no cuidó los pocos que había y estos se perdieron. Entonces, al permitirse la salida se está poniendo en riesgo la salud de todos los mexicanos.
Ya es hora de que la gente ubique al Presidente, dice que es el enviado a México para acabar con la corrupción, pero ni a los de su partido, Morena, puede controlar por sus actos de corrupción que ahora están a la orden del día. También es falso que en México nuestras familias estén bien, no hay trabajo y no hay comida, esa es la realidad. Seguiremos con las denuncias, aunque se nos ataque, y seguiremos exigiendo al Presidente de la República que dote de alimentos a los más necesitados y dé empleos a todos los mexicanos que están en condiciones de trabajar, nada más pero nada menos.

Comentarios facebook